Mar
22

Author:

1 Comment

Exploradora

No sé por qué me depilo, no sé por qué me pongo a escuchar bandas sonoras de Cliff Martínez si quisiera olvidarte, no sé por qué me dejo melena si luego llevo capucha o coleta. Y, claro, no sé por qué ansío el verano si luego no voy de vacaciones, no sé por qué nos morimos si luego no hay nada. Y no sé por qué escribo en este blog si luego borro la mitad de los posts. No sé, no sé por qué me apetece estar sola si debería cuidar de mis amigas, no sé por qué te mando un email para que vengas y luego te digo que no. No lo sé. No sé por qué tengo tanta suerte y me quejo, no sé por qué Obi llora mirando al infinito y de repente es feliz, no sé por qué no soy mejor, no sé por qué creo en la bondad si veo la tele. Y no sé por qué estoy contenta. Pero sé que los puntos de fuga son aquellos ‘no sé’ a los que nos remitimos para encontrar el camino. ^—*_¡A continuación la canción del día, ‘Cursis Melodías’ de Natalia Lafourcade ! Read More

 

Ay, amar y vivir:

 

 

Mar
20

Author:

2 Comments

Después, de 2012 a 2018

Por Twitter proponen subir una foto nuestra de 2012 y otra de 2018 con el hashtag #2012vs2018 y me he apuntado y, de golpe, me he visto súper envejecida. Ay, madre mía. De los 30 a los 36 que voy, he cambiado mucho, por dentro y por fuera, sí señora. Justo hoy se lo comentaba a mi madre y socia muñequil, en nada me planto en los cuarenta y ella en los setenta. Aceptar que no tienes el mismo cuerpo, que tu piel no es tan tersa, que la barriguita es ya inevitable, que el cuerpo es cada vez más pequeño y menos sexy en esta sociedad. Pero, y aquí viene lo genial, al visitar mis entradas de 2012 me he dado el gustazo de verme mucho más en paz a día de hoy, más acorde, sin aceptar publicidad por aquí y con mucho más corazón al teclear. Ni de coña volvería a 2012, en serio. Porque todo lo que he aprendido estos seis años es un tesoro, por muy típico-tópico que suene, sobre todo en lo que amor de pareja se refiere. Aprendiendo a no depender, a volar desde el suelo. Los que me seguís desde hace años sabéis que lo pasé fatal, con depresión incluída, tardé mucho en recuperarme y al hacerlo surgieron los muñecos, nuevas amistades, los ciervos, las llamas, los monos, y un nuevo estilo de vida que ahora concibo con agradecimiento. Tampoco digo que fui infeliz siempre pero sí que fui mucho menos consciente de lo que me hacía bien, mucho más kamikaze. Porque hoy, en 2018, me siento una mujer más fuerte y valiente. Sí, fuerte es la palabra justa, con más herramientas y conocimientos para seguir adelante. Así que bienvenida sea, ¡y viva lo de hacerse mayor! ^—*_ A continuación 10 cosas que no sabía en 2012 y que me digo desde 2018! Read More

 

10 cosas que no sabía en 2012 y que me digo desde 2018:

 

1) Aprenderás a no depender.

 

2) Irás a México y serás feliz allí por unas semanas, será el viaje de tu vida hasta hoy. Pronto iremos a Portugal, ¡qué emoción!

 

3) Conocerás a personas extraordinarias y Perdita, la más extraordinaria de todas, siempre estará allí, aquí.

 

4) Serás tía y tendrás dos sobrinas cuyas sonrisas serán fantasía pura, nunca habrás sentido un amor igual. Un amor nuevo que te llenará de luz.

 

5) Descubrirás el Montseny y con él a Goethe y el amor romántico.

 

6) Acabarás entendiendo tanto de plantas que ni te lo creerías. Vivirás en un jardín botánico particular. De planta en planta y tiras porque te toca.

 

7) ¿Te acuerdas de que siempre habías querido ser creadora de juguetes? Pues aprenderás a coser y no te digo más, sigue, sigue.

 

8) Te gustará vivir sola y sentirte sola dejará de ser un gran problema. Serás libre.

 

9) Tronco, como ya imaginas, morirá de viejito, pero morirá bien, acompañado y con amor. Pronto descubrirás a Obi, lo pasarás genial a su lado. Perruna forever, ya sabes.

 

10) Dejarás de tener insomnio, irás al gimnasio y a donde haga falta y aunque no te lo creas disfrutarás. En contra de todo pronóstico seguirás VIVA, y superarás esa maldita depresión que se te viene encima.

 

 

Mar
16

Author:

Comment

La zona de la angustia

¿Sabes cuándo te has limado un milímetro de más una uña? Es un dolor inefable. A parte de esto, mi vida hoy se ha divido en dos actos, el primero ha sido convertir en plató mi comedor y el segundo ha sido leer sin pausa ‘Los sietes locos’ de Roberto Arlt. Subrayando el prólogo entero de su hija Mirta Arlt y lo que llevo de libro. ¿Estoy loca?, me pregunto al sentir el asesinato de la lima al pasar las páginas. Además, hay una mosca en mi estudio y Obi le tiene un miedo inexplicable, por lo que se ha pasado el día huyendo de ella. De debajo de la cama a su rincón del balcón, a lo Tetris. ¿Puede un perro volverse loco por una mosca? También existen los perros antihéroes, y las antiheroínas, le he dicho mientras rellenaba su cuenco de agua antes de salir de paseo. Al final, he matado a la mosca cuando estaba quieta, subrayando la siguiente frase del libro: ‘detenido pensaba que cada pesar una búho que saltaba de una rama a otra de su desdicha’. Jolín, creo me he vuelto a enamorar de un difunto aunque, lo reconozco, tengo ganas de que sea mañana. ^—*_¡A continuación seis fragmentos del prólogo de Mirta Arlt para el libro ‘Los siete Locos’ de Roberto Arlt! Read More

 

Fragmentos del prólogo de Mirta Arlt para el libro ‘Los siete Locos’ de Roberto Arlt:

 

‘Jean-Paul Sartre ha trazado las coordenadas del hombre existencial de nuestro tiempo, una especia de prototipo que se perfila a través del ejemplo individual de Genet, y que sería a nuestros días lo quel caballero fue al Medioevo, el mercader al siglo XVII, el conquistador a la España del Renacimiento o el santo a los albores de la cristiandad’.

 

‘Ante esta vertebración de su temperamento Remo Erdosain emprenderá lo que Sartre denomina la ‘ascesis de la abyección’, es decir, una mística recorrida por el camino del absurdo. La realización sistemática del mal. Y todas sus capacidades estarán al servicio de revitalizar las posibilidades de mal que hay en él’.

 

‘La situación personal que condiciona la lente del autor y del personaje está definida en pocas palabras en el capítulo titulado “Los Sueños del inventor”: “Tenía necesidad de estar solo, de olvidarse de las voces humanas y de sentirse tan desligado de lo que lo rodeaba como un forastero en una ciudad en cuya estación perdió el tren”’.

 

‘Por el particular temple de su angustia creadora Roberto Arlt se asume en el personaje de ficción como el Genet de Sartre asume su ser abyecto. Autor y personaje conllevan ese mal “en orgullosa soledad” que llenan de invención y creación. Y en cada personaje de Los siete locos, lo novela más cátártica de Arlt, se puede detectar la interferencia de uno de los modos de ser del creador’.

 

‘En este estado de hipersensibilidad todo puede maravillar pero también sobrecoger. Las revelaciones son inesperadas, insólitos los entusiasmos, imprevisibles las reacciones. Naturalmente ese estado es el menos apto para la visión rasante u objetiva. Todo se vuelve un poco monstruoso; se registra con lenguaje figurado y por analogía’.

 

‘La revolución se juega de pronto en un nivel más ontológico que social, pues el hombre aspira a transformarse a sí mismo: “Yo soy mi espectador y me pregunto: ¿cuándo saltará mi coraje? Y ese es el acontecimiento que espero. Algún día algo monstruoso estallará en mí y yo me convertiré en otro hombre”’.

 

 

Mar
15

Author:

1 Comment

Opinión de…

No tengo fuerzas para opinar, comentar, o quejarme del mundo hoy por aquí, aunque todo lo que se me ocurre es odiar muchas de las cosas que están sucediendo y que me hacen sentir vergüenza, ajena y propia, que me hacen sentir cada vez más fuera de esta sociedad de mierda. ¿Cuánta tristeza e impotencia se puede soportar a nivel humano? Llega un punto en el que lo de ser un granito de arena se queda corto, pero no puedo ni quiero deprimirme, así no. Así que perdonad que escriba por aquí sobre cosas banales pero no quiero acabar llorando de rabia sin poder levantarme mañana, sin poder respirar. Ya os digo que, al menos, en el día a día intento ser lo máximo de coherente con mis ideas, un modo de lucha por un mundo más solidario e inteligente, absurdo tal vez, en un planeta que cada vez se parece más a ‘Black Mirror’ y menos a lo que consideraría ‘progreso’. Suerte de todo lo demás. Ay, ya son las diez de la noche, es tarde, y mi único anécdota de hoy, el que me ha hecho reflexionar desde lo más pequeño, es que me he puesto las lentillas del revés. No es fácil sobrevivir cuando eres muy sensible pero gracias al Universo que existe el AMOR, y no me refiero al amor de pareja. ^—*_¡A continuación un fragmento del libro ‘La Banalidad’ de José Luis Pardo! Read More

 

Primera página de ‘La Banalidad’ de José Luis Pardo:

 

 

 

Erótico

Dime algo bonito

miércoles, septiembre 24, 2014

Cariño, ven. Siéntate delante de mí, en esta silla. ¿Para qué? Tú siéntate. Vale, ya está, pero estaba escribiendo. Calla. Durante un buen rato él se la queda…

Read More

Absurdos alrededor del Kiwi

miércoles, septiembre 10, 2014

Últimamente me río mucho a partir de noticias, posts, y estados de Twitter relacionados con modas absurdas alrededor de nuestro kiwi, sushi o ‘el chocho’, como lo llaman…

Read More