El absurdo de un jueves

Digo, voy a escribir un post sobre el exterior inmediato cuando me he dado cuenta de que es jueves. discover this info here Los humanos somos animales repletos de rituales, repeticiones inventadas, a las que nos acogemos para no vivir con tanta extrañeza el día a día de una vida con principio y final. Los días de la semana, las estaciones, las horas. Los cumpleaños, el primer día que la viste bailar por tercera vez, el sonido de las ambulancias vacías. Los recuerdos. Dicen que no hay mejor manera para memorizar que con la repetición. Suena básico pero marca nuestro modus vivendis de un modo que va más allá de la magia. Porque, paradójicamente, de tanta repetición una se olvida de que vivimos versus una invención y hasta deja de percibir el absurdo. Un absurdo que me hace sentir viva y que siento alrededor de la muerte. Y hoy es jueves porque así lo inventamos, igual que al Ratoncito Pérez, igual que la idea de que estar en pareja te hará feliz. ^—*_¡Jueves, dicen!

Canción de repeticiones inventadas:

 

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Related posts:

One Comment on “El absurdo de un jueves

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *