Hermanas

16f22d438e7de05ea67511cc471ad840-d5b34yc

Hay melodías que cuentan su propia historia, como esta canción tan preciosa de la banda sonora de ‘Big Little Lies’. Recuerdo cuando, de pequeña, mi hermana mayor aprendía a tocar el piano en la buhardilla, con bandas sonoras como la de ‘El Piano’ o ‘Amélie’, una y otra vez. La escuchaba desde abajo, yo prefería escribir, mirar hacia el techo que nos separaba mientras nuestros caminos se bifurcaban juntas. Con esto, supongo que nuestras vidas también gozan de su propia partitura, a veces a cuatro manos, a veces con grandes silencios. Con coros y claves. Una y otra vez, mientras envejecemos y cada vez la sentimos más próxima. Y dormimos. Coser tiene su propio ritmo, ser tía. Ordenar los hilos, cortar el patrón, lograr la nariz respingona que nos hubiese hecho reír sin motivo racional. Si algo he aprendido cosiendo es la conexión directa que se crea con la realidad al ir haciendo con cariño. Entre el muñeco y el animal, entre ella y yo y entre nosotros. Como cuando amas mucho a alguien al lavar las sábanas con el mismo jabón. Cierro los ojos y la letra ya no importa. ^—^_¡En septiembre empieza abril!
 

Agnes Obel – September Song:

 

 

En mi Instagram:

 dadanoias-bambi 

If you enjoyed this post, make sure you subscribe to my RSS feed!

Related posts:

One Comment on “Hermanas

  1. En cierto modo conocías su mundo desde tu habitación de abajo, sin que ella lo supiera en parte. Eso crea un lazo. Tenéis suerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *